UD Almería

Hasta el 'rabo, todo es toro'

Fran Fernández, pensativo pero con paso firme durante un entrenamiento./J.J.A.
Fran Fernández, pensativo pero con paso firme durante un entrenamiento. / J.J.A.

El técnico de la UD Almería declina hablar sobre su futuro: «Me debo a mi club y mi obligación y mi deber es hacer el mejor trabajo posible hasta el final» Fran Fernández habla de que «nosotros siempre queremos acabar lo mejor posible, ser cada día mejores»

Juanjo Aguilera
JUANJO AGUILERA

«La temporada acaba el sábado de la semana que viene». Esa fue una de las frases que utilizó ayer Fran Fernández para referirse a su futuro, pero también podría ser un 'latiguillo' cuando habla del partido que la UD Almería disputará mañana, desde las seis de la tarde, en el Estadio de Gran Canaria frente a una UD Las Palmas que, como los rojiblancos, no se juega nada y que es poco para lo que el cuadro insular trató de conseguir antes de que comenzara a rodar el balón.

La UD Almería va a salir a competir. De hecho, confesó ayer, en la rueda de prensa previa al partido que los rojiblancos jugarán mañana, que «todavía nos quedan objetivos por los que competir» cuando habló de esa cita en el recinto canario, aun argumentando que por el hecho de no haber nada en juego se pueda observar una motivación más baja de lo habitual. Sin embargo, el técnico que ha conseguido que los unionistas -desde el más directo hasta el más indirecto de los que forman el entorno- quiere ver a su equipo competir. «Nosotros queremos competir, queremos entrar en el partido, se tiene que ver desde el inicio del partido que vamos a por los tres puntos, es nuestra última salida, tenemos que aprovechar el momento, disfrutar de lo conseguido y seguir compitiendo».

Quedan cosas

Fran Fernández desgranó lo que puede ser el partido de mañana en el Gran Canaria. Para el entrenador del conjunto indálico «está claro que cuando hay objetivos mayores que ya se han podido cumplir o no se ha podido llegar, la motivación baja un poco». Sin embargo, sigue intentando que su equipo compita. «Tenemos todavía algunos objetivos que cumplir. Nosotros siempre queremos acabar lo mejor posible, ser cada día mejores y tenemos un rival ante el que podemos estar peleando por quedar entre los diez primeros y, aunque sería un objetivo menor, para nosotros sería importante».

Al entrenador de la UD Almería le da igual el ambiente que se pueda dar en ese duelo, penúltimo del campeonato liguero, y que llegará ante un rival que ha visto cómo sus sueños de inicio de temporada casi le llevan incluso a jugarse el descenso en las últimas jornadas. «Espero a un rival que no ha cumplido sus objetivos, un rival que estaba llamado para ser de los grandes de la categoría y lograr el ascenso directo, con una plantilla muy potente, con jugadores que en lo individual son de lo mejor», recordó el zapillero.

Este, de todas formas, antepuso a esos antecedentes todo lo que pueden dar los suyos. «Las Palmas se va a enfrentar a un equipo que sí ha cumplido su objetivos, que hemos estado muy ilusionados y que queremos seguir creciendo. Lo que sí está claro es que el rival es buenísimo, tiene buenos futbolistas, no sé que ambiente habrá, pero sí está claro que para nosotros será un partido complicado».

Para el mismo no habrá muchos variantes en lo que se refiere a la filosofía con la que ha competido el equipo rojiblanco durante casi toda la temporada, ni tampoco en cuanto a los que intenten implantarla. «No. Vamos a seguir la línea de la últimas semanas con alguna continuidad y con algunos jugadores que merecen estar en el once, que lo van a estar. Sí es cierto que futbolistas como puede ser Rioja, que arrastra unas molestias, puede que no participe, pero el resto, excepto los sancionados, están todos disponibles. Nosotros queremos competir, queremos entrar en el partido, se tiene que ver desde el inicio del partido que vamos a por los tres puntos, es nuestra última salida, tenemos que aprovechar el momento, disfrutar de lo conseguido y seguir compitiendo», recordó el rojiblanco.

De las ausencias, las de Álvaro Giménez y Juan Carlos Real son difíciles de suplir, aunque él aseguró que es algo que no debería arrojar dudas. «Deberíamos. Es cierto que han rayado a un nivel y una altura buenísima, pero creo que nosotros siempre hemos destacado desde lo colectivo. Son dos bajas importantes pero hay futbolistas que estaban pidiendo paso, que va a tener una oportunidad y la tienen que aprovechar», reconoció el almeriense.

Sustitutos

Jugadores como Demirovic o Pablo Caballero se disputan la posibilidad de ser titulares en el Estadio de Gran Canaria, pero no los dos a la vez. «Los dos juntos no van a jugar», aseveró, pero uno de ellos sí. «Podría. Tenemos dos alternativas, que son la de Demirovic o la de Pablo Caballero, que han estado trabajando a buen nivel durante esta semana y tengo esa duda, pero Demirovic es un chaval joven que le ha costado adaptarse a nuestro fútbol, que le ha costado adaptarse a la competición, pero que tiene un potencial buenísimo y que seguro que en los próximos años va a dar mucho que hablar».

Lo cierto es que los que salgan tendrán que velar por ayudar a que Álvaro Giménez conserve el honor de ser el máximo goleador de la categoría o, cuando menos, que jugadores como Rubén Castro, en ese caso, no se acerquen. El canario lleva hasta el momento 15 goles anotados en la presente temporada, por lo que está a tres del delantero de la UD Almería. «Nosotros tenemos que competir al mismo nivel de siempre. Está claro que nos enfrentamos a un rival con individualidades como la de Rubén Castro, que es de los mejores de la competición, pero nosotros tenemos que ir a hacer el máximo de goles posibles. Lo que sí quiero es a mi equipo que salga con la misma mentalidad con la que sale fuera de casa, con esa valentía que nos caracteriza, con el plan de partido muy claro y buscar la portería rival el máximo número de veces posible», afirmó.

Su futuro

El de mañana frente a la Las Palmas será el último de su primera etapa en la entidad rojiblanca, toda vez que la pasada semana el zapillense anunció su desvinculación de la entidad en cuanto acabe la presente temporada liguera. Existe interés, no cabe duda, sobre su futuro, pero este, si está 'firmado' se desconoce. El técnico fue ayer tajante al respecto. «No, no tengo absolutamente nada. No tengo nada que decir porque no hay absolutamente nada».

Y parece que hasta que no acabe la temporada no se sabrá ni cuándo ni cómo ni donde estará su sitio a partir del día 1 de julio. «No sé. Si hay algo, cuando acabe la temporada se dirá».

El entrenador de la UD Almería hasta ahora se centra en el trabajo con su equipo, sin mirar más allá de los dos compromisos que los unionistas tienen que llevar a cabo, el de mañana en Las Palmas y el de una semana después, en el Estadio de los Juegos Mediterráneos frente al Albacete Balompié. De este modo, el técnico del conjunto indálico fue claro. «Ahora mismo estoy concentrado en terminar los dos partidos que nos quedan por delante, son ocho días de trabajo y estoy centrado en eso». Su objetivo quedó claro, exponiendo que «me debo a este club hasta el 30 de junio, la temporada acaba el sábado de la semana que viene y tengo que estar concentrado en eso porque me debo a mi club y mi obligación y mi deber es hacer el mejor trabajo posible hasta el final», sentenció el rojiblanco.