UD Almería

Se inicia el periodo de negociaciones para dejar perfilado el plantel de la segunda vuelta

Miguel Ángel Corona, director deportivo de la UDA, presencia un entrenamiento de la UDA. /AGUILERA
Miguel Ángel Corona, director deportivo de la UDA, presencia un entrenamiento de la UDA. / AGUILERA

El regreso al trabajo deja a la dirección deportiva el 'encargo' de tener que rebajar el número de fichas que suman 25

JORDI FOLQUÉALMERÍA

Salvo cambio de última hora, la idea es que todos los jugadores estén esta tarde en la vuelta al trabajo de la UDA, después de una semana de vacaciones. Pero no todos seguirán en el cuadro rojiblanco cuando acaba el mes que comenzará este próximo martes. En los últimos días ya se está trabajando para que la plantilla quede tal y como desea Fran Fernández y la propia entidad almeriense. En verano se tuvieron que cubrir todas las 25 fichas disponibles por los lesionados de larga duración que había en el plantel. Una circunstancia que hizo que el número fuese más virtual que real. Ahora, esa virtualidad ha dejado paso a una realidad que no se desea. Al menos, no lo quiere así el entrenador de la primera plantilla.

Oficialmente no se podrá hacer ninguna operación antes del martes. Pero ya desde hoy, tras la vuelta al trabajo, se deben realizar los movimientos para que el descenso de efectivos sea lo antes posible. Con el fin de que se aligere la nómina de futbolistas y que, los que reciban la comunicación de que tienen que encontrar un nuevo acomodo, tengan el tiempo suficiente para que así suceda y, a lo largo del mes de enero, dejen la disciplina de la UDA.

Este será el primer movimiento, fundamental e imprescindible, para que se pueda producir el segundo y completamente distinto. El de las más que posibles entradas. Un aspecto que, al estar todas las piezas cubiertas, no se podrá completar hasta que las salidas no se produzcan y dejen al Almería en una cifra, rozando los 20 jugadores. De esta manera, con las incorporaciones, el número final a 1 de febrero de 2019 debe ser entre 22 y 23 elementos que conformen la UDA hasta el final del presente campeonato liguero.

Buen fondo de armario

Desde el club, al menos de manera oficial, se insiste en que no se prevén muchos movimientos en este mercado de invierno. Pero la idea es reforzar el plantel. Con objetivos concretos y para posiciones en las que se entiende, tras haber disputado 19 jornadas, no hay una gran competencia y no se desea que, entre marzo y el final de la Liga 1|2|3, el equipo tenga un bajón al jugar, prácticamente, siempre los mismos en los partidos.

Todo para que haya un fondo de armario algo más 'positivo' que en esta parte de la competición. Sin tener la Copa del Rey, por lo que Fran Fernández necesitará, caso de necesitar a un jugador que no cuente con muchos minutos, un rendimiento inmediato para un momento concreto o para suplir un bajón de forma de alguno de los titulares.

Hoy se iniciará, también, el ver a los que han estado lesionados y que, por dicho motivo, su aportación ha sido entre poca o ninguna. Comprobar si Gaspar puede ser ese recambio de Luis Rioja en el extremo zurdo. Ver si Fran Rodríguez es el que le pone más competencia a Romera de la que Adri Montoro le ha puesto, que ha sido ninguna. Comprobar si Sergio Aguza deja atrás sus problemas físicos y puede ser el jugador importante para el centro del campo que, hasta ahora, no ha demostrado en el terreno de juego.

Días en los que todos conocerán la realidad de su rol para la segunda vuelta de la competición. Que ya deben saber o, como mínimo, intuir. Para que el club no sea el que necesite decir a un jugador determinado que no cuenta con sus servicios y ya aparezca con una oferta de otra entidad para marcharse como si fuera un 'Regalo de Reyes'. Ninguna de las partes desean que se alargue en demasía esta circunstancia para que, de esta manera, no se llegue al último día del mercado realizando varias operaciones, tal y como ha sido una constante en la entidad presidida por Alfonso García en los últimos años, con ejemplos muy claros de negocios realizados en las últimas horas y que, habitualmente, no suelen salir bien.

Este año no hay necesidad de hacer ninguna revolución, porque la clasificación no 'ahoga'. Pero sí que Fran Fernández dejó muy claro en IDEAL que según sean los movimientos en el mercado de invierno se sabrá, realmente, el objetivo del club para la segunda parte de la competición liguera. Si se entiende que con lo que hay es suficiente para lograr una permanencia sin más o, por el contrario, se considera que con unos retoques el plantel puede tener hasta el final de la temporada viva la posibilidad de aspirar a uno de los seis primeros puestos de la clasificación y ser uno de los que luche hasta la jornada 42 por el ascenso vía playoff.