El Almería cree en la victoria y en el playoff

Celebración de uno de los goles del partido. / Juanjo Aguilera

Los rojiblancos remontan un 0-2 con un espectacular Álvaro Giménez, que hizo un hat-trick en la primera parte

JUANJO AGUILERAALMERÍA

El Almería cree y se lo cree. El equipo rojiblanco consiguió en el Estadio de los Juegos Mediterráneos un resultado nunca visto en él a favor para vestirse de ilusión y mantener sus opciones de darle sentido a las cuatro jornadas que aún le quedan a la competición. Por lo pronto, la semana que viene volverá a jugar por una meta difícil, pero alcanzable. Todo por creer, primero en ganar, y segundo por ilusionarse por una meta mayor, en un duelo intenso y que se desarrolló según el guión que habían previsto ambos técnicos, que anunciaron un partido bonito en las previas. Lo permitió el cuadro indálico, que salió menos metido en el partido y lo pagó caro porque en diez minutos había encajado dos goles que pusieron en entredicho sus opciones de victoria, primero con un penalti que nació de un fuera de juego y después con una gran acción entre Iván Sánchez y Nino, un ex de la UDA y un almeriense.

5 UD Almería

René Román; Adri Montoro, Esteban Saveljich, Juan Ibiza, Iván Martos; David Rocha, César de la Hoz; José Corpas, Juan Carlos Real (Sergio Aguza, m. 81), Luis Rioja (Lucien Owona, m. 89), y Álvaro Giménez (Demirovic, m. 73).

3 Elche CF

Édgar Badía; Tekio, Gonzalo Verdú, Neider, Juan Cruz; Iván Sánchez, Manuel Sánchez, Gonzalo Villar (Karim Azamoum, m. 60), Nacho Gil (Borja Martínez, m. 79); Nino y Carlos Castro (Yacine Qasmi, m. 60).

Goles
0-1, m. 2: Nacho Gil, de penalti. 0-2, m. 10: Nino. 1-2, m. 15: Álvaro Giménez. 2-2, m. 43: Álvaro Giménez. 3-2, m. 45+1: Álvaro Giménez, de penalti. 4-2, m. 58: Juan Carlos Real. 4-3, m. 69: Iván Sánchez, de penalti. 5-3, m. 90: Sergio Aguza.
Árbitro
Pérez Pallas, perteneciente al colegio gallego. Amonestó a Sergio Aguza (m. 84), de la UD Almería, y a Gonzalo Villar (m. 14), Nacho Gil (m. 37), Nino (45+1), Manu Sánchez (m. 45) y Gonzalo Verdú (m. 66), del Elche CF.
Incidencias
Partido correspondiente a la jornada trigésimo octava del Campeonato de Liga de Segunda División A, Liga 1|2|3, celebrado en el Estadio de los Juegos Mediterráneos, ante 5.127 espectadores.

El fútbol intenso de los rojiblancos pasó a imponerse, con un gran Álvaro Giménez, que permitió la remontada antes de que expirara el primer tiempo. El rojiblanco firmó el 3-2 en sólo media hora. En la segunda parte, hubo más pausa en el fútbol. En ella el Almería 'durmió' tras el cuarto gol, firmado por Juan Carlos Real, y el Elche se metió con el tanto de Iván Sánchez, de penalti, dando paso a un partido marcado por la incertidumbre, porque el equipo de Pacheta tuvo opciones para empate. Sin embargo, Sergio Aguza sentenció el partido gracias a las manos blandas de Édgar Badía, dando tranquilidad y permitiendo a los indálicos seguir con su particular cruzada por seguir mirando al playoff.

Dormidos

Mal comenzaron las cosas porque en el primer balón por banda del Elche, Nacho Gil, que arrancó en fuera de juego, fue 'derribado' en el área por Adri Montoro y el penalti lo transformó el mismo jugador franjiverde para poner al Almería contra las cuerdas, aunque con tiempo suficiente para remontar. De hecho, en la acción siguiente al saque de centro del campo lo intentó Juan Carlos Real, pero su disparo se fue, tocado por un defensor, por encima del larguero.

La presión alta del cuadro rojiblanco fue una declaración de intenciones, pero hubo jugadores 'descolgados' en defensa y el Elche aprovechó la siguiente ocasión para poner más diferencias sobre el luminoso, aunque antes Álvaro Giménez estuvo cerca de cazar una cesión de Gonzalo Verdú para Édgar Badía. En el 10 llegó el segundo gol ilicitano. Fue en un balón muy bien filtrado por el exrojiblanco Iván Sánchez. Buscó entre líneas a Nino y el goleador franjiverde puso el segundo.

No desistió el cuadro rojiblanco, que mantuvo su propuesta. Siguió buscando el robo para tratar de sorprender. En el 14, una falta de Gonzalo Villar sobre Álvaro Giménez fue la antesala del decimosexto tanto del ilicitano. El balón lo puso con su 'guante' David Rocha de falta, lo remató de cabeza Juan Ibiza. Hubo respuesta de Édgar Badía, cuyo despeje le cayó a Álvaro Giménez, que aprovechó para acortar distancias y proponer el 'acoso y derribo' al equipo de Pacheta, encerrado a 'empujones'. En el 21, una entrada por banda izquierda que acabó con balón de Luis Rioja y cambio de este para José Corpas, 'Zipi y Zape' la hicieron porque el linarense enganchó un gran disparo al que Édgar Badía respondió con no menos espectacularidad para mandar el balón a saque de esquina.

A tumba abierta

El partido se 'paró', se empezó a escenificar el duelo en el centro del campo, con esporádicas subidas del Elche, aunque sin encontrar hueco por el que sorprender. El Almería empezó a vivir del robo, de la presión adelantada, de ser más solidario en defensa, de no dejar espacios y estar atento arriba. En el 27, Esteban Saveljich tiró de casta para probar fortuna desde fuera, ya que en los dos córners que el argentino remató no encontró su propósito. Tampoco con ese disparo que se marchó por encima del larguero.

El Almería vio filón por la banda izquierda. En el 37, fue Luis Rioja el que puso a Juan Ibiza cerca del gol, pero el remate del central pitiuso se marchó por encima del larguero de la meta de Édgar Badía. Fue entonces el momento del pichichi, de un Álvaro Giménez enchufado que no quiso dejar la oportunidad de exhibirse. En el 41, una acción por la izquierda entre Luis Rioja e Iván Martos acabó con centro de este y remate del ilicitano rechazado por la defensa ilicitana. Lo siguiente fue el empate. La acción comenzó con una gran acción de Juan Carlos Real, que filtró el balón para Luis Rioja, este disparó con fuerza cruzado, Édgar Badía no atajó y el balón, que llegó al segundo palo, lo cerró el ilicitano con su segundo tanto.

Olió la sangre el 'caníbal' rojiblanco y empujó mientras tuvo tiempo. Una caída en el área de Álvaro Giménez, en el minuto 46, al 'oír' el contacto con Manu Sánchez, fue sancionada por Pérez Pallas con pena máxima. El pichichi rojiblanco se hizo con el balón y puso el primer 'hat-trick' de su carrera y puso a la UDA con ventaja en el marcador.

Nuevo decorado

La segunda parte fue más pausada. La controló el equipo rojiblanco ante un Elche con dificultades para encontrar espacios y también para frenar los intentos del conjunto indálico, que se gustó cuando tuvo el balón cerca del área del cuadro franjiverde, con hechuras para hacer daño, mucho daño. En el 58 se corroboraron las intenciones. Un balón mal sacado por Édgar Badía lo recogió César de la Hoz, que se lo puso a Juan Carlos Real que de disparo ajustado al palo izquierdo de la meta ilicitana puso el cuarto.

Empezó a tener más llegada el Elche, con la 'aparición' de un ex como Iván Sánchez. El que fuese jugador de la UD Almería, tanto en el filial como en el primer equipo, encaró por dos veces a Iván Martos. La segunda, en el 69, acabó con derribo que el jiennense se encargó de transformar para poner la incertidumbre al partido porque empujó el equipo de Pacheta. Ibiza, en el 79, salvó las tablas al taponar el disparo de Yacine Qasmi, en una fase de partido en la que el Almería se había desconectado, sobre todo después de hacer el cuarto. De hecho, en el 86, en un saque de córner realizado por Borja Martínez, René Román evitó las tablas en la misma línea de gol, con una grandísima intervención en la misma línea de gol.

El sufrimiento se lo quitó de un plumazo el conjunto rojiblanco en una acción por banda derecha que concluyó con disparo de Demirovic, el balón casi entró pese a las intenciones de Édgar Badía y Sergio Aguza remachó para cerrar el partido y encender de nuevo la luz de una ilusión que habla de playoff, ahora mismo tan cerca, tan lejos...