UD Almería

A la tranquilidad se llega con victorias

Fran Fernández, que asegura que el equipo camina con paso firme, quiere victorias para ganar en tranquilidad y confianza. /J. J. A.
Fran Fernández, que asegura que el equipo camina con paso firme, quiere victorias para ganar en tranquilidad y confianza. / J. J. A.

Fran Fernández considera que «ahora lo importante es conseguir los máximos puntos posibles» | Las victorias son importantes para coger «confianza y poner las bases en este proyecto nuevo que se está creando, vamos por buen camino, pero hay que seguir dando pasos hacia delante»

Juanjo Aguilera
JUANJO AGUILERAALMERÍA

Fran Fernández, el entrenador de la UD Almería, tiene claro que a la tranquilidad se llega a través de los puntos, sobre todo en una categoría tan igualada, con sus matices y con sus retos, como es la Segunda División A. El partido frente al Reus, de mañana domingo, está rodeado de matices. «Sí, pero primero son tres puntos y si no puedo conseguir los tres por lo menos sumar uno. Ahora lo importante es conseguir los máximos puntos posibles para tener un poquito de tranquilidad y confianza y para poner las bases en este proyecto nuevo, en este equipo, que creo que se están creando, vamos bien, vamos por buen camino, pero hay que seguir dando pasos hacia delante».

Si se gana se dará otro paso, pero el partido esconde retos importantísimos. Uno de ellos es enlazar la tercera semana consecutiva ganando en Liga. «Es lo que intentamos, trabajar con la plantilla mediante retos. El reto de ganar tres en Liga, que no se hace desde que el equipo estaba en Primera División, es un reto bastante importante y bonito. Hay otro tipo de retos como adelantar a un equipo en la clasificación. Nosotros tenemos que seguir por la misma línea por la que estamos trabajando y ser ambiciosos», expuso el entrenador rojiblanco en la comparecencia para hablar del partido frente al Reus.

Un buen rival

El fin que persiguen los rojiblancos para la cita de mañana domingo, en el Estadio de los Juegos Mediterráneos, no es otro que parar a un equipo cuyo estilo es del agrado del técnico rojiblanco. «El domingo nos visita uno de los mejores equipos fuera de casa, que ha logrado tres victorias de cuatro partidos oficiales en lo que va de competición. Esperamos un buen equipo, que lleva un punto más que nosotros, que está por delante nuestra en la clasificación y además de esos datos objetivos puedo decir que me gusta su propuesta, que juega bien al fútbol, que defiende con balón, creo que es el segundo que más posesión de balón tiene de la Liga, con bastante llegada, buenos futbolistas. Un partido muy difícil», señaló el entrenador de la UD Almería.

En este aspecto, el estratega del conjunto rojiblanco continuó puntualizando las virtudes del rival al que deben enfrentarse los suyos mañana, desde las seis de la tarde. «Creo que como equipo es muy buen equipo, tiene muy claro a lo que juega, que tiene muy claro que tiene que competir al máximo, es equipo muy correoso, que presiona bastante bien, es un buen equipo. Me gusta mucho el Reus, desde fuera. Espero que el domingo me guste un poquito menos».

Posiblemente esa búsqueda la haga con los mismos once que empezaron los dos anteriores encuentros ganados por el equipo frente al Real Zaragoza, en el Estadio de los Juegos Mediterráneos, y al Numancia, en Los Pajaritos, pero nunca como respuesta a un once tipo. Es contrario a 'condenar' a los que inician los partidos a ese 'cartel' porque lo mismo estos que los que los 'matan' -los partidos- hacen una labor igual de encomiable. «Ya he explicado alguna vez que no me gustan los onces tipo, no creo en ellos. Creo que la plantilla debe mantenerse activa, que todo el mundo tenga su oportunidad, su momento, todos lo van a tener». Sí que habló de otro objetivo que va detrás de la repetición. «Sí es cierto que también necesitamos cierta estabilidad en este inicio al tener tanta gente joven, nueva. Vamos a ir mezclando un poco eso, la estabilidad que estamos consiguiendo. Hemos repetido dos onces, todavía no sé qué vamos a hacer esta semana porque gente que no está entrando, ahora está muy bien y están cogiendo su nivel, y son jugadores muy importantes. Hay que valorar mañana -por hoy- qué es lo que vamos a hacer. Grandes cambios no va a haber, pero alguno sí», manifestó.

Lo de no hacer cambios en el once inicial también puede estar motivado, ahora mismo, por un aspecto fundamental, el buen estado físico de la plantilla que dirige. Si tiene fin o no, el técnico rojiblanco dudó que exista algún método para saberlo. «No hay ningún estudio científico que yo conozca que diga que la batería se acaba para nadie. Somos seres humanos, no podemos estar siempre al cien por cien, para eso están los entrenamientos, están los profesionales de la vía condicional, que son los que tienen que preocuparse de ello. Se está haciendo un gran trabajo tanto por parte de la plantilla como del cuerpo técnico y sí es cierto que es una competición muy larga, pero no hay por qué tener miedo a que la gente caiga físicamente, sino todo lo contrario. Queremos y pensamos que va a haber futbolistas que van a mejorar bastante en ese apartado».

Sin euforias

Para la cita de mañana hay la confianza y la euforia propia del momento en el que se encuentra el equipo actualmente. «El vestuario está muy confiado en su trabajo, que es lo importante, está tranquilo. Saben cuales son nuestras limitaciones y cuales son nuestras virtudes, que eso es superimportante. Están con muchísimas ganas de que llegue el domingo y poder jugar ante su afición». Sobre la euforia, existió solo el día del partido en Soria. «No creo que haya habido euforia en toda la semana, sí después del partido como es normal. Ganar en aquel campo es normal que te lleve a ello, pero a partir del martes, que he estado hablando con algunos futbolistas, y el miércoles ya nos vimos, he visto a la gente muy tranquila y muy concienciada de cuál es nuestro camino y eso me da tranquilidad». Por si acaso, no dudó que rebajarla o subirla, depende del momento, es algo trabajado. «Aspectos psicológicos hay que trabajarlos siempre, en las buenas y en las malas. Es un área fundamental, igual que la condicional, la técnica y la táctica. Está todo integrado y todo es importante».

No se mostró preocupado por una posible relajación tras jugar ante un rival de 'su' Liga, después de haber afrontado jornadas ante equipos 'vinculados' a llegar al final de la competición buscando un reto que habla, a día de hoy, de lograr el ascenso de categoría. «Ya digo que no he visto eso, no me lo transmite la plantilla. Me da tranquilidad. Si pensamos que algunos equipos con menos nombre que otros no te pueden hacer el mismo daño estamos muy equivocados. En esta categoría, lo estamos comprobando semana tras semana, cualquier rival puede ganar a cualquiera y Tourmalet va a haber todas las semanas. No va a haber partido fácil».

El entrenador de la UDA puntualizó además que «hay muchísima igualdad, equipos con mejor presupuesto, otros con menos, pero al final son once contra once, esta semana queremos jugar doce contra once y si jugamos doce contra once tendremos muchas posibilidades de hacerlo bien», apuntó en referencia a lo que espera de la afición.

 

Fotos

Vídeos