UD Almería

La permanencia, en un pañuelo

Marco Motta parece señalar el camino, hacia arriba, para salir del descenso. /JOSÉ LUIS MATARÍN
Marco Motta parece señalar el camino, hacia arriba, para salir del descenso. / JOSÉ LUIS MATARÍN

Tres puntos separan al Almería del duodécimo puesto para evitar la 'cuarta plaza' de descenso | Los rojiblancos ocupan la 'última plaza', con ocho puntos sobre el Córdoba y once sobre Sevilla Atlético y Lorca, próximo rival en el Artes Carrasco

JUANJO AGUILERAALMERÍA

La Segunda División tiene estas cosas. El fútbol, con los tres puntos de concesión para el vencedor de un partido, condena al perdedor y 'salva' al que gana, aunque ninguno de los dos se vea salvado o descendido como consecuencia de esos resultados puntuales. Sí es verdad que la UD Almería lleva ya mucho tiempo flirteando con la zona de descenso, a la que ha vuelto por quinta jornada en el presente campeonato. Pero nada es definitivo hasta la última jornada, como siempre recuerda Lucas Alcaraz. De hecho, el domingo, a la conclusión del partido disputado por los rojiblancos frente a un difícil CD Numancia, volvió a recordarlo. Y ciertamente eso es lo único seguro para una categoría tan igualada que los rojiblancos, en descenso hoy, saldrán seguro si ganan el sábado al Lorca, en el Artes Carrasco. Y es que, entre el duodécimo clasificado, que es el CD Tenerife, y el Almería, que ocupa la décimo novena posición, hay sólo tres puntos de diferencia.

El Albacete, con un punto más, no se va 'de rositas' y es quien encabeza esta pelea por evadirse de esta plaza que, de momento, parece que es la única de las cuatro que no tienen dueño, aunque en este deporte las sinergias pueden hacer que cambien mucho las cosas, pero los rojiblancos, por ejemplo, aventajan al Córdoba en ocho puntos y a Sevilla At. y Lorca en once, lo que hace que sea complicado su intento de salvación, aunque, como queda dicho, todo es posible. Lo cierto es que para la UDA hay, en el horizonte, la opción de, cuando menos, descartar a uno de estos tres rivales con esa cita del sábado, a las ocho de la tarde, en la vecina Lorca.

La UD, ante tres enemigos

De todas formas, el calendario en las próximas cuatro jornadas debería clarificar un poco las cosas porque jugadas las mismas quedaría un tercio de la competición por delante. El caso es que los rojiblancos tienen un calendario con dos partidos en casa de los que tres están metidos en la pelea, si bien ante dos de ellos hay opción de cerrar 'el círculo' pues, aunque a domicilio, será frente al citado Lorca y, posteriormente, en Sevilla. En casa, el equipo de Lucas Alcaraz deberá enfrentarse a un Osasuna que lucha por el playoff de ascenso. De momento, ocupa esa plaza. El otro duelo será frente a la Cultural Leonesa que el domingo 'escapó' del empate con los rojiblancos por su victoria, remontando, frente al Sevilla Atlético.

Vista la situación, es la Cultural Leonesa el más peligroso. Ha sumado siete de los últimos quince puntos, que son dos puntos más que los que suma la UD Almería. Además, tiene tres partidos a domicilio, el citado frente a los rojiblancos, con el que cerrará el tramo de cuatro partidos, y que antes visita a Valladolid y Huesca, esperando en casa al Rayo.

Los otros rivales

El Tenerife es, hoy por hoy, el que mejor lo tiene si se atiende a los puntos. Sin embargo, tiene partidos comprometedores pues viaja a Granada y Alcorcón, otro rival metido en la pugna, mientras que en casa recibirá al Córdoba y al Lugo.

El Zaragoza lleva años 'bailando' con los problemas. Ni el cambio de técnico le ha permitido cambiar las sinergias. También tiene 30 puntos, como el Tenerife y se mide a dos sus 'compañeros de fatiga' a domicilio -Alcorcón y Nàstic-, mientras deberá recibir en casa a dos de los que están en playoff como Lugo y Oviedo.

El Reus tiene un calendario parecido al de la UDA. Sólo que cambia la Cultural por el Numancia, al que deberá visita el próximo fin de semana. También debe acudir al El Sadar, mientras que en casa se las verá con Lorca y Sevilla Atlético.

El Alcorcón tiene un calendario en el que el Granada, que será el último partido de los cuatro, será su rival más 'complicado', pues lucha por el ascenso y encima en Los Cármenes. Mientras, fuera irá al Mini Estadi, para recibir en casa a Tenerife y Real Zaragoza.

El calendario del Nàstic es comprometedor porque recibe en casa al Cádiz, actual segundo clasificado, y al Zaragoza, obligado a despejar dudas. Fuera tiene rivales directos. Un Albacete que lleva tres victorias y dos derrotas en los últimos cinco partidos de Liga disputados, para cerrar frente al Barça B, con idénticos números que los tarraconenses, que firman dos victorias, un empate y dos derrotas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos