Ideal

UD Almería

la crónica

El Almería 'quiere' mantenerse en casa

El Almería 'quiere' mantenerse en casa
/ LOF
  • Los rojiblancos caen en Getafe por su mal manejo de las áreas

El Almería tendrá que sufrir porque, para no depender de nadie, estará obligado a ganar la semana que viene en el Mediterráneo frente al Reus. Todo porque ayer perdió por un amplio tanteo en Getafe, pero no por amplitud en el juego. Fue por pequeños detalles, sobre todo por uno, por no saber manejarse en el área propia ni en la contraria. La no gestión del fútbol en su parcela llegó como consecuencia de los descuidos. La que pasó en la otra fue más bien acierto del rival, que ‘utilizó’ los centímetros para no perder cuando el partido estaba empatado o para no empatar cuando perdía.

El Almería perdió por concesiones que abrieron el marcador para un Getafe que se encontró, desde ese momento, con un equipo rojiblanco con demasiada presión y nulo acierto. Chuli marcó los dos primeros goles casi sin oposición y la UDAse ‘atenazó’ por la falta de acierto, porque tuvo opciones, pero no vio puerta. Aún así estuvo en el partido hasta que Cala marcó el tercero con menos presión que Chuli hizo los dos primeros. Molina, con el cuarto, fue directamente a la línea de flotación porque puede afectar anímicamente a un equipo que saldrá frente al Reus a por la victoria, que es lo único que impide tener que mirar hacia otros campos.

Descuidos y pegada

De salida, el Almería salió con Fran Vélez en el centro del campo con la intención de impedir el juego interior del Getafe, con Lacen y Faurlín, y Portillo en la mediapunta. Ramis no ‘rompió’ el centro de la defensa, con Joaquín y Ximo Navarro. El Almería tuvo el balón de salida ante un Getafe dispuesto a verlas venir, consciente de que le podía valer el empate. El cuadro rojiblanco, de hecho, llegaba con cierta facilidad. En el 7, tuvo la primera, tras una gran acción de Pozo que se la puso a Quique, pero el disparo, que se fue fuera ajustado al palo derecho de Guaita, fue anulado por fuera de juego.

El problema sin embargo fue el de partidos anteriores y la falta de contundencia defensiva. El Getafe no necesitó mucho parar tener el gol en bandeja de plata. Una acción aislada en la que el balón le cayó a Jorge Molina acabó con pase hacia Chuli. El jugador cedido por el Almería buscó el palo izquierdo de Casto para poner a los azulones por delante en el marcador. Pese a ello, el Almería no dejó de jugar con buena propuesta arriba. En el 12, el remate de Antonio Puertas desde el lado derecho del interior del área se fue muy cerca del palo derecho pero se ligeramente desviado, tras centro de Marco Motta.

El Almería seguía manteniendo el balón, pero incapaz de defender con el ímpetu que se necesitaba para un partido donde había tanto en juego. Así, en el 16, Jorge Molina estuvo más cerca del gol en una acción en la que Portillo le asistió pero mandó el balón fuera. No tardó en aprovechar una acción embarullada en la frontal que nadie fue capaz de despejar. Portillo jugó otra vez entre líneas y Chuli enganchó para hacer el segundo.

Los rojiblancos arriba no hacían las cosas mal, pero Guaita, primero, y Molinero, después, evitaron los goles rojiblancos en acciones de Pozo y Joaquín, en el mismo minuto 24. Además, en el 29, la acción fue de Quique González el que, a la salida de un córner lanzado por Fidel, hubo remate de Fran Vélez y el pucelano, casi de tijera, buscó el gol que sirviera para acortar diferencias.

Con el viento a favor

El Getafe no salía ya del mismo modo. De hecho, si se analiza la primera parte, el equipo de Bordalás se encontró con la dinamita que no tuvo el Almería. Lo cierto es que en los últimos minutos sólo se jugó en el área del Getafe, con ocasiones rojiblancas firmadas por Nano, en el 39 y en el 43, sin fortuna. La primera anulada por un fuera de juego inexistente y la segunda, desde la línea de medios, abortada por Vicente Guaita, que forzó el séptimo saque de esquina para los rojiblancos. Estos pudieron acortar distancias a la salía del mismo, pero Joaquín, en el segundo palo, mandó el balón de cabeza fuera cuando parecía más fácil meterla dentro.

En la segunda parte, el Almería estuvo impreciso en el pase, pero siguió buscando el área azulona. En el minuto 48, fue Quique González el que buscó el gol, pero el disparo del pucelano, escorándose hacia la izquierda, se marchó demasiado cruzado.

El partido estaba en una fase en la que la UDAbuscaba el gol, pero dejaba la puerta abierta. El Getafe pudo marcar en el 56, con un remate de Jorge Molina que se marchó desviado, en una fase en la que había ocasiones en ambas áreas. Motta, a la contra, la mandó fuera en el mismo minuto y Fran Vélez, tras un centro de Nano, la pegó mal y sin peligro.

Equipo roto

Portillo y Molinero pudieron hacer el tercero, pero Nano, primero, y la mala puntería, en el segundo, impidieron el gol. Sin embargo, en el 71, nadie fue capaz de impedir que Juan Cala rematara con tanta claridad para hacer el tercero, tras córner lanzado por Damián Suárez, dejando roto a un Almería que ya no tuvo reacción.

En esa fase, el Getafe siguió siendo más fuerte en el área rival ante un Almería que tampoco era fuerte en la propia. En el 79, Jorge Molina hizo su gol, tras haber desaprovechado dos acciones anteriores. El delantero getafense le ganó en el mano a mano a Casto e hizo el cuarto.

El Almería ya era un equipo sin alma, más débil aún en defensa por la retirada de Marco Motta para dar entrada a Kalu Uche, pero el que tuvo más peso arriba siguió siendo un Getafe que pudo hacer el quinto por medio de Molina, pero cayó ‘de maduro’ ante Casto, sin poder ver portería.

Lo cierto es que el equipo azulón se había asegurado la victoria, primero porque supo jugar en las áreas y después porque el Almería no supo hacerlo. Es el tercer partido seguido en el que los rojiblancos pierden por pequeños, pero importantes detalles.

Directo

En breve, la crónica del partido en ideal.es/almeria

El Almería juega en el Estadio de los Juegos Mediterráneos y en Santo Domingo, donde juega el Alcorcón con el Lugo.

Queda una semana de cábalas, pero todas se acaban si se gana.

El Alcorcón juega con el Lugo, en casa; el Nàstic se las verá con el UCAM, en Tarragona, mientras que el Almería recibirá al Reus.

La semana próxima, el Almería podría salvarse perdiendo, pero no tentemos la suerte.

Esa clasificación pone al Nàstic con 49; UCAM y Almería, con 48, y Alcorcón, con 47.

Final en Murcia. Perdió el UCAM Murcia y ahora todo está entre Nàstic, UCAM, Almería y Alcorcón.

En Murcia queda medio minuto.

Han descendido ya Mirandés, Mallorca y Elche.

Termina el Mirandés-Mallorca (2-2).

92' #GET -UDA (4-0) No hay nada en Getafe. Acaba el partido.

90' #GET -UDA (4-0) Tres de descuento.

Marca el Mallorca con tres minutos y prolongación.

83' #GET -UDA (4-0) Jorge Molina falló para hacer el quinto.