Ideal

UD Almería

UD ALMERÍA

El mejor de los 'peores'

Los rojiblancos festejan el tercer gol frente al Alcorcón, en un partido vital para mirar hacia arriba.
Los rojiblancos festejan el tercer gol frente al Alcorcón, en un partido vital para mirar hacia arriba. / CHEMA ARTERO
  • El Almería suma dos victorias y dos empates en los últimos cinco partidos

La Segunda División de esta temporada es, de las últimas, la que presenta una lucha con más frentes abiertos. El Almería, que empieza a notar en la clasificación lo del golaveraje -ya no es antepenúltimo porque le ganó los duelos particulares con el Alcorcón-, es quien marca la zona de descenso, pero tiene a cuatro equipos en sólo dos puntos. Como la semana pasada, la victoria en el Nuevo Arcángel de Córdoba hará que los rojiblancos abandonen la zona de descenso con, además, varios duelos directos para el fin de semana próximo, entre los que está, como es obvio el de la UD Almería. Además, se ven las caras Nàstic de Tarragona y Mirandés, Zaragoza y Mallorca, Elche y Numancia, y UCAM Murcia y Rayo Vallecano. El Alcorcón es, de los once últimos a los que se podría señalar como equipos metidos en la pelea por no descender -sin olvidar que el Sevilla Atlético sólo tiene un punto más que el Elche-, el único que no sumará, si gana, 'puntos dobles', pero también es cierto que tiene un difícil compromiso, pues recibe en Santo Domingo al Getafe.

Las ideas de salvación del Almería tienen fundamento. Es así porque las sensaciones que se atisbaron el domingo durante los últimos 80 minutos del partido frente al Real Zaragoza dan para pensar en eso. Y a lo hecho en ese partido se une el balance de los rojiblancos en las últimas cinco jornadas. En ellas, el equipo que empezó dirigido por Fran Fernández, con aquel empate frente al Huesca, y ahora por Luis Miguel Ramis es el mejor de los once en los que, en teoría, se parte la tabla clasificatoria, pero del resto de la competición solamente el Huesca, que ha puntuado en las cinco jornadas y acumula 11 puntos con lo que alimenta su lucha por el playoff, y el Levante han sumado más en los últimos cinco partidos. La UDA se encuentra, con ocho puntos, a la altura de Tenerife, Cádiz, Getafe, Lugo o Sevilla Atlético, los tres primeros metidos en fase de ascenso.

Sólo el Rayo Vallecano iguala los números de una UD Almería que el único partido perdido fue frente al Levante UD y que acumula tres partidos sin perder de forma consecutiva, con el empate del pasado domingo en el Estadio de los Juegos Mediterráneos. Mientras tanto, los franjirrojos llevan una jornada más de racha positiva porque su única derrota fue en el Ramón de Carranza en la primera de las cinco últimas jornadas. En esta fase, el Mallorca es el peor equipo de Segunda División porque, aunque no ha perdido nada más que dos de los cinco partidos, los otros tres acabaron en empates. Sus tres puntos denotan mal 'asunto' para los jugadores que desde el pasado sábado dirige el ex de la UD Almería, Sergi Barjuan. Pero tanto estos como el Mirandés, que sólo ha ganado uno de los últimos cinco partidos, tienen un déficit de cinco puntos con respecto a la zona de permanencia, uno menos para 'pillar' a la UD Almería.

Para no sufrir

Los números de los rojiblancos son los propios de un equipo que podría mirar más hacia arriba, pero sujeto a esos casi 3/4 del campeonato con demasiadas turbulencias y, sobre todo, sin puntuar. La llegada de Fran Fernández despertó al equipo, sin hacer muchas cosas mejores que la anterior etapa, pero mejor defensivamente. En ataque, en Lugo, se ganó sin apenas tirar a puerta. La primera entrega de esta racha de cinco partidos comenzó con unas tablas frente al Lugo y una derrota en el Ciutat de Valencia, que supuso el debut de Ramis en el banquillo.

En aquel partido sí que se experimentó una imagen distinta, aunque también es cierto que fue una contestación a muchos minutos especulando y la reacción comenzó cuando se vio que se iba el partido, tras el gol de penalti conseguido por el cuadro levantinista. En ese tramo final, los rojiblancos estuvieron a centímetros del gol que les diera el empate, pero el 'caprichoso' balón se estrelló en el palo izquierdo de la meta defendida por Raúl Fernández.

El crecimiento intermitente acabó con la victoria frente al Alcorcón, que supuso acercarse a un punto de los alfareros en un duelo que no fue cómodo ganar, pero que terminó con una ventaja cómoda (3-1) y sí que es cierto que fue frente a un rival directo, pero también se vieron otras cosas. Puede que en lo negativo los problemas que el equipo tiene para defender el balón parado, que remitieron en los dos envites posteriores, y en lo positivo que suele hacer daño en esa faceta. En los últimos tres partidos, el Almería ha logrado seis goles, con cuatro a balón parado, algunos en segunda jugada, el segundo frente al Alcorcón, el de Tarragona y los dos del domingo frente al Real Zaragoza.

Frente al Nàstic se mostró poderoso, llevando la voz cantante durante el encuentro, sin dejar que el rival creara excesivas acciones de peligro para sumar una gran victoria, de idéntica importancia a la conquistada una semana antes frente al conjunto alcorconero y a lo mejor por encima del empate frente al Real Zaragoza, aunque muchas veces una 'imagen vale más que mil palabras' y la mostrada frente a los de César Láinez es demostrativa de la capacidad del equipo.

Los mejores

Son ocho puntos que no permiten aún salir del descenso, pero que suponen una cifra nada despreciable. De los once últimos, con el Mallorca sumando tres, cuatro equipos suman un punto más -Mirandés, Alcorcón, Numancia y Reus-; UCAM Murcia ha logrado seis, Zaragoza y Nàstic han conquistado cinco puntos, Córdoba y Elche conquistaron siete y sólo Almería y Rayo Vallecano han sumado ocho puntos, que serían conquistas de equipos que podrían buscar metas mayores. De hecho, en las últimas cinco jornadas sólo el Huesca ha sumado en todas. El Almería, a la hora de perder, sólo lo hizo frente al Levante. El Girona, que es segundo, acumula tres derrotas en el último tramo de cinco encuentros, algo que sólo han sufrido tres equipos más, Reus, Alcorcón y Mirandés. Síntomas que sirven para justificar la 'locura' de un campeonato en el que casi nadie puede darse por contento ni nadie por vencido. Sólo el Levante tiene el ascenso cerca. Con 19 puntos de ventaja y 27 por jugarse, lo podría conquistar en tres semanas. Por abajo, desde el undécimo lugar, todos miran de reojo hacia el abismo y todos ansían la permanencia.