UD Almería

«Cuando logremos la permanencia ya miraremos otras cosas»

Yan Eteki tuvo su primera titularidad en Liga esta campaña ante el Real Zaragoza. /AGENCIA LOF
Yan Eteki tuvo su primera titularidad en Liga esta campaña ante el Real Zaragoza. / AGENCIA LOF

Yan Eteki prefiere mirar el presente, aunque admite que ganar en el Wanda sería «dar un golpe en la mesa» para el futuro

JORDI FOLQUÉALMERÍA

El equipo titular de la UDA se puede decir casi de carrerilla, porque suele ser el mismo salvo que haya algún jugador de los titulares que no pueda jugar. Entre los habituales, hay algunos elementos que se han hecho imprescindibles. O, al menos, eso pudiera parecer. Porque el que entra no suele bajar el nivel del que estaba con un puesto fijo. De ahí que el plantel se haya metido en la parte casi noble de la clasificación con un protagonismo variado conforme han ido pasando las jornadas. Entendiendo que cada vez hay más. Para mitigar en un grado importante las bajas. Como las ocho que tuvo Fran Fernández el pasado fin de semana. Siete por lesión. Y una por sanción.

La última de uno de los que se ha convertido, en muy poco tiempo, en ídolo de la afición y, lo más importante, en imprescindible para el entrenador rojiblanco. El que tardó hasta la primera eliminatoria de la Copa del Rey en hacerse con la titularidad. Desde ahí, tan solo se ha perdido el choque del pasado domingo. Se tuvo que quedar en la grada por ser el primero del plantel en alcanzar las cinco amarillas. Fue en tan solo ocho partidos, siete de ellos como titular. Es decir, a una amonestación en menos de dos encuentros. Lo que demuestra su intensidad en el juego. La que ha permitido al Almería dar un paso al frente.

Regreso

Yan Eteki regresa entre los disponibles para la cita del domingo en el Wanda Metropolitano. Un choque antes de que se marche con su país y se pierda la visita del Deportivo de La Coruña al Mediterráneo. Tras el partido dominical se tendrá que marchar. Su buen inicio en la UDA ha hecho que los seleccionadores del combinado sub23 de Camerún lo hayan reclamado. Una nueva muestra de su buen hacer desde que el pasado verano dejó el Ramón Sánchez Pizjuán para recalar en el lado más oriental de Andalucía.

A sus 21 años, siendo uno de los más jóvenes del primer equipo, el centrocampista tiene los pies en el suelo. Podría haberse metido en la euforia que hay en parte del entorno, pero prefiere vivir al día. No pensar en lo que puede ser. Tan solo, ahora, en el Rayo Majadahonda. Ni tan siquiera por haberle ganado al Sporting de Gijón y colocarse en la séptima posición. «No miramos la clasificación. Estamos capacitados para todo. Aunque no hay que pensar más allá del domingo, porque el Rayo Majadahonda es un rival directo». Y eso que los madrileños están cerca de los puestos de descenso, a cuatro puntos del Almería.

Tenerife
Tras no jugar ante el Cádiz, sus primeros minutos fueron ante el Tenerife. Salió para intentar mantener el resultado.
Sin presencia
Ni contra el Málaga ni frente a Osasuna tuvo participación alguna. Dos derrotas seguidas para el Almería.
Copa en Málaga
Fue un fiel reflejo de que el torneo copero sirvió para cambiar el rumbo. Jugó de inicio y se hizo con el puesto.
Fijo
Siete partidos seguidos como titular. Solamente se perdió 14 minutos. Al ver la quinta amarilla, 'descansó' ante el Sporting.

Ni por esas quiere cambiar su discurso, que es el mismo que el del resto del vestuario. Insiste en que lo más importante es ir acercándose lo antes posible a los 50 puntos. Ya tienen un tercio del trayecto hecho. De la primera parte del trayecto convertido en único objetivo, el de la permanencia. Lo que no pudo conseguir él el pasado año con el Sevilla Atlético. El que sí vio desde la distancia que lo lograba el Almería. Por eso quiere ir paso a paso. «Lo pasamos mal el año anterior y no podemos decir nada. Esta Liga es muy larga», apuntó.

Wanda en el camino

Una competición que les pondrá en el camino el domingo a un rival al que nunca se han enfrentado. Tras ganar al Sporting de Gijón, se podría pensar que el inquilino del Wanda es una víctima propiciatoria. Que puede serlo, aunque los almerienses llevan solamente un triunfo a domicilio y en los últimos desplazamientos ha dado mala imagen, sobre todo a nivel defensivo. Si se mejora la imagen y logran el triunfo, sí que entiende que podrán hacer ver a todos que el Almería ha llegado a la parte alta para quedarse. «Es un buen campo para dar un golpe en la mesa. Todos los partidos son oportunidades y vamos a intentar siempre ir acercándonos al objetivo».

Pero sin lanzar las campanas. «No podemos pensar que por ganar al Sporting estamos capacitados para ganar siempre». Para insistir en que no se puede hablar de ascenso a esta altura de competición. «El objetivo es la permanencia. Cuando la consigamos, según quede, ya miraremos otras cosas».

Tampoco quería que se entendiera como que no quiere ver que están séptimos. La confianza en el deporte es fundamental. Un aspecto que le transmite el propio vestuario que comparte. «Veo al equipo ilusionado y ojalá continuemos por esta línea mucho tiempo», dijo el pivote que se ha ganado a la grada desde el primer día.

Mucho antes ya se había ganado la confianza de Fran Fernández. Una pieza clave para que Yan Eteki pudiera recalar en el Estadio de los Juegos Mediterráneos y no recalase en otras opciones que tuvo. «Me sigue desde que era cadete y estoy agradecido por lo que ha hecho para que esté en Almería».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos