UD Almería

Esteban Saveljich pide pensar en cada partido para llegar con opciones a mayo

Esteban Saveljich se ha mostrado esta temporada muy regular en la UDA. /AGUILERA
Esteban Saveljich se ha mostrado esta temporada muy regular en la UDA. / AGUILERA

El central argentino quiere mirar hacia la parte alta y no pensar tanto en la distancia con el descenso para que el equipo muestre su ambición

JORDI FOLQUÉALMERÍA

Queda un partido para acabar un 2018 en el que la actual UDA ha demostrado que se puede estar en mitad de la clasificación y estar, además, más cerca de la parte alta que de una zona de descenso que ha sido, en estas últimas cinco campañas, el hábitat más natural de los rojiblancos, aunque 'solamente' se consumara en una ocasión el descenso de categoría. Han logrado recuperar sensaciones que parecían completamente olvidadas entre los aficionados. Los que, en su mente, tenían más como un viejo recuerdo que en algo del pasado reciente que los suyos en la primera vuelta hicieran números 'tranquilos' para no tener que ir con prisas en la segunda parte de los distintos torneos de la regularidad.

Pero no se quieren quedar ahí. Aunque saben que, comparativamente con los años anteriores, todo lo que se diga del actual curso es superior a lo vivido, desean finalizar este 2018 con un buen sabor de boca. Logrando la segunda victoria seguida lejos del Estadio de los Juegos Mediterráneos. Sumando ya la que sería sexta jornada consecutiva sin perder. Y, lo más importante, poder superar la cifra de 25 puntos cuando todavía restarían dos partidos a cada equipo para acabar esta primera vuelta. Desean, algunos sin poner nota y otros sacando pecho, que el Almería se acerque más al «sobresaliente» para pasar unas Navidades que, en la mayoría de los casos, ni se hubieran imaginado al comenzar el presente campeonato liguero.

Del partido a mayo

El que quiere pensar solamente en lo que le llega el sábado es Esteban Saveljich. Uno de los jugadores importantes en la actual UDA y que llegó el pasado verano para iniciar su segunda etapa como rojiblanco. En la primera, aterrizó en el mercado de invierno para, desde el primer día, hacerse ya con un sitio en el equipo titular de Gorosito. Ahora, indiscutible para Fran Fernández, no es de los que quiera ponerse notas y sí ir semana a semana.

Así podrá llegar el equipo, según el criterio de Esteban Saveljich, de la mejor manera posible al final de la competición de la regularidad. No quiere pensar en lo que puede suceder. Solamente quiere marcar el camino para saber si se podrá luchar por cotas más importantes cuando se decida todo en la Liga 1|2|3. El argentino cree que hasta ahora todo ha ido «muy bien».

Aunque «no es para una nota, estamos para sumar partido a partido y en mayo tener opciones de entrar a playoff. Es mi idea, lo que pienso y lo que trato de transmitir a mis compañeros», declaró tirando de galones.

Para alcanzar ese objetivo en el quinto mes del próximo año, ahora tiene enfrente un duelo que se disputará este sábado en el Martínez Valero. Ante un equipo, el Elche, que está por debajo de la tabla, pero que logró ganar el pasado fin de semana 1-3 en el campo del Rayo Majadahonda. Una cita a la que le tiene especial gana porque se podrá comprobar si el Almería aumenta su racha de jornadas sin perder. Eso sí, con solamente una victoria en las últimas seis citas. Números que, según lo que ocurra dentro de dos días, puede dejar una sensación u otra antes de estar dos semanas sin partidos. «Con ganas de que llegue el partido, hacer un buen papel y tratar de cerrar el año con tres puntos en un campo muy complicado».

Y que la racha deje atrás tanto empate en las últimas jornadas. «Tenemos una buena racha que falta por culminar con más victorias que empates. El último partido se nos escapó por detalles y una victoria nos dejaría muy bien posicionados para el año que viene», insistió el jugador que pertenece al Levante, con el que tiene un año más de contrato.

Para lograr la victoria tiene claro que hay que hacer un partido completo. Que debe empezar porque el Almería no encaje goles. Algo que está siendo difícil de lograr desde hace bastantes semanas, sea el que sea el resultado final. Como defensa, también quiere salir en defensa de la retaguardia. «Con que dejemos la portería a cero, no significa que llegue la victoria. Podemos tener más alivio para buscar el partido. Con el arco a cero tenemos más tiempo para conseguir un gol, es el objetivo que nos fijamos y esperemos poder lograrlo».

Y se puso como ejemplo para ayudar en el marco contrario para que los tres puntos se puedan sumar en más ocasiones. Todavía no ha tenido suerte. Como se pudo comprobar contra el Lugo. Estrelló un cabezazo en el larguero, a la salida de un córner, en el remate más peligroso del equipo de Fran Fernández en el segundo periodo. No fue la primera vez en esta campaña. «Me ha faltado un poco de suerte. Vengo estando cerca y a ver si antes de que acabe el año me regalo un gol a mí mismo porque tengo ganas de marcar». Solamente queda una oportunidad y es este sábado en el Martínez Valero de Elche.

De su futuro tampoco quiere hablar. O, mejor dicho, prefiere no tener ningún pensamiento antes de que se sucedan los acontecimientos que no están en su mano. Está en la UDA cedido hasta final de temporada. Todas las partes apuntaron que sin ninguna opción por parte almeriense de comprar su pase. Debe regresar a Valencia y, en verano, determinar lo que sea su próximo destino. «Todavía no he hablado nada. Me queda un año más de contrato en el Levante. Antes de venir aquí, el pasado verano, hablé con ellos y me dijeron que cuando vaya en julio a la pretemporada se hablará sobre mi futuro. Así que esperaré a que acabe el año acá (Almería) y después se verá».

Ver si ha completado un buen año y se revaloriza, con las ofertas que le pueden llegar. Si el Levante quiere hacer negocio con el argentino. Si el Almería está en disposición de poder ofrecerle un buen contrato, cercano a lo que tiene en el cuadro granota. Todo sabiendo que deberá salir del Ciutat de Valencia, salvo que le ofrezcan la renovación, algo que parece improbable en la actualidad, al no haber contado en tres años para la entidad de Orriols.

 

Fotos

Vídeos