UD ALMERÍA

Adrián Montoro, un lateral con futuro para cerrar las bandas en tareas defensivas

Adrián Montoro, en un entrenamiento con el Sporting. /ARNALDO GARCÍA
Adrián Montoro, en un entrenamiento con el Sporting. / ARNALDO GARCÍA

Llegará procedente del Sporting B, con el que jugó la fase de ascenso a Segunda División A

J. J. A. ALMERÍA.

El fichaje de Adrián Montoro puede ser el segundo que haga oficial la UD Almería, ya que el jugador egarense (4 de enero de 1995) deja las filas del Sporting B, tras jugar el playoff de ascenso a Segunda División A como segundo clasificado del grupo II y no entrar en los planes de Rubén Baraja para formar parte de la primera plantilla sportinguista, con la que llegó a disfrutar de convocatorias y fue alineado en un par de partidos, además como titular. El catalán ocupa la posición de lateral derecho y puede ser una alternativa para Marco Motta, que está solo en esa posición ahora mismo, si bien es cierto que Antonio Navas, del filial, también podría contar puntualmente hasta la recuperación de Fran Rodríguez.

El jugador sexitano, como se sabe, no llegará hasta bien entrada la próxima temporada liguera, después de la grave lesión sufrida esta recién concluida campaña, con la rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda. Y el club rojiblanco quiere asegurarse la presencia de un jugador que puede crecer y que se acoge al perfil de lo que puede buscar hoy en día, en el mercado. Esta 'máxima' responde a la búsqueda de jugadores jóvenes de proyección que, además, no supongan un gasto excesivo, más aún teniendo en cuenta que su rol será el de una 'segunda' pieza en la composición de la plantilla.

De este modo, el conjunto rojiblanco cierra las bandas, en lo que se refiere a tareas defensivas. Por la derecha seguirá apareciendo el italiano Marco Motta, con el citado Adrián Montoro, pero sin olvidar posibles aportaciones de Antonio Navas, hasta la recuperación de Fran Rodríguez, que se adaptó mejor a la posición de extremo. Mientras, por la izquierda, la presencia de Nano, con un año más de contrato, se ve equilibrada con la llegada de Samu de los Reyes, procedente del fútbol sueco, aunque con pasado en la Llagostera y en el Córdoba.

Con presencia

Adrián Hernández Montoro es un jugador que llegó a Mareo procedente del Cornellá y que como sportinguista ha disputado 30 partidos con el filial, siendo uno de los refuerzos del filial de José Alberto López, en el que se consolidó como titular en la banda derecha de la línea defensiva. Su rendimiento en el conjunto astur le valió para ser 'referencia' incluso para Paco Herrera, que le convocó en la lista que jugó en el Mini Estadi frente al Barça B, pero fue Rubén Baraja el que le puso como titular frente al Nàstic de Tarragona. El vallisoletano le sacó en a aquel partido para ver en él la capacidad de un futbolista correcto en la marca y con buen centro, lo que le dio buen rendimiento porque fue asistente del segundo gol que logró el Sporting en aquel compromiso, firmado por Rubén García. Este rendimiento le valió para ser titular también en el siguiente encuentro, disputado frente al Real Oviedo en el Carlos Tartiere y que acabó con derrota (2-1).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos